Desquiciado

Así ando. 
Desquiciado. 
Empeñado en callar, 
en hacerme daño. 
Sin sangrar, 
encharcado el corazón 
de venenos únicos 
para destruir 
lo que queda de mi. 

Encerrado en mi cabeza 
un solo pensamiento: 
Imposible. 
Y discutiendo para mi solo 
un sueño 
no cumplido. 
Un sueño
de amor perdido.

Ahora, ahora, 
susurro en silencio, 
rompiendo el viento 
suave del amanecer
recién encendido 
El cielo de rojo 
y amarillo 
alumbrando con su brillo 
este mar azul, azul.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s