Destellos en el mar

Con suaves destellos 
en la bóveda oscura 
del cielo, de noche, 
anuncia una tormenta 
en la lejanía, 
en lo profundo del mar 
cotidiano, 
normalmente tranquilo, 
iluminando a espasmos, 
a través de la ventana 
abierta, la habitación. 

El olor a tierra mojada 
y el sonido pausado del goteo 
de la lluvia acuciante, 
acelerándose, 
me obliga a cerrar, 
amortiguándose de golpe 
todas las señales, 
excepto el parpadeo de luz 
y el estallido atrasado 
de truenos acercándose. 

Me desvela la curiosidad, 
no el miedo. 
No quiero perderme, 
desde mi refugio seguro, 
este alarde de fuerza 
y abundancia de la naturaleza. 

Los espíritus despiertan 
al son del tambor gigantesco. 
Caminan en la noche, 
cada vez más cerca, 
meciéndose al compás 
en la danza del fuego. 

Sueño un abrazo 
y suave caricia, 
tú mano en la mía. 
Imagino feliz 
este encuentro 
entre mis brazos, amor. 

Lágrimas desprendidas 
recorren cara abajo 
la emoción de estar juntos, 
corazón con corazón. 
Inseparables. Haciéndonos 
más grandes mutuamente. 

Besos lentos 
rozan las mejillas, 
buscando tu boca, 
sin prisas, 
respirando hondo, 
guardando cada detalle, 
con él corazón henchido. 
Es un sueño de amor.

2 comentarios sobre “Destellos en el mar

Responder a rimasflotantes Cancelar respuesta

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s